¿Por qué los superhéroes son adoptados?

En realidad no tengo respuesta a esta pregunta pero quizás podáis ayudarme a encontrarla. Qué los principales superhéroes de cómics y películas son adoptados es una realidad pero es tan real como que los adoptados, por mucho que algunos padres adoptivos quieran usar estas palabras, no somos superhéroes.

Este paralelismo en algunos aspectos me ha molestado las veces que lo he escuchado y otras tantas ha dado pequeños impulsos a mi vida. Me ha molestado que me digan que los adoptados somos superhéroes por la resiliencia que desarrollamos, por sobreponernos y construirnos más allá de la adopción o por ser capaces de superar un abandono (fueran cuales fuesen las circunstancias y si fue retirada, entrega o cualquier otro término es como se siente desde este lado del mar). Por otro lado decía que en ocasiones está idea ha impulsado mi vida porque alguna vez pensaba que si he tenido que pasar estas cosas es para lograr hacer cosas grandes, a veces esas cosas grandes solo pasan por hacer más llano el camino a otros con espacios como este blog o cumplir mis metas como profesional. Esto de hacer cosas grandes tenía mucho que ver con esa imagen de los superhéroes que salvan al mundo pero la realidad es que el mundo no lo salvan los adoptados, es más, diría que somos nosotros los que necesitamos que nos salve esa parte sociedad que no entiende las necesidades especiales, las inseguridades, los sentimientos de abandono a la primera de cambio, las desconfianzas y, como siempre me recalca mi amiga Vandita García, también las cosas buenas que hemos adquirido en este proceso.

Mientras escribía el párrafo anterior incluso pensaba en algo más, quizás si tenemos algo en común con esos superhéroes de cómic y de película es que dejamos todo cuanto estemos haciendo por contentar a los demás, poniendo muchas veces las necesidades de los demás por delante de las nuestras propias y, en realidad, tampoco es algo bueno.

No sé si a estas alturas habréis logrado sacar alguna conclusión pero yo tan solo he sido capaz de reafirmar que no quiero que nadie a mi alrededor vuelva a decir que somos superhéroes porque quizás ser superhéroes implica, entre otras cosas, que aunque salvemos el mundo nos querernos poco, nos queremos mal y necesitamos ser aceptados por una sociedad que aun tiene mucho que aprender sobre adopción, adoptados y adopciones.

6 comentarios

  1. Muy interesantes reflexión, comparto que los adoptados no deben ser considerados o autoconsiderarse “superhéroes”. Como aficionado, desde niño, a este género fantástico, puedo decirte que detrás de cada superhéroe hay una historia dramática, pérdida en muchos casos de los padres. Spiderman vive con su tia, Batman tiene a su “mayordomo”, Superman encontrado y adoptado… quizás no exista esa intencionalidad de ver en cada adoptado un superhéroe… De todas formas, repito, muy interesante reflexión que comparto.

    Me gusta

    • Gracias! Más que el hecho de que exista intencionalidad de ver en cada adoptado un superhéroe la razón de que todos los superhéroes hayan sufrido tal pérdida y Justo quienes sufren esas pérdidas están dotados de ese poder o capacidad para salvar al mundo

      Me gusta

  2. Hola Yo: siempre digo que mi hijo es un superviviente por que los adoptados superáis o intentáis superar sin superpoderes las adversidades que os ha tocado vivir y eso para mí es muy importante. Un fuerte abrazo.

    Me gusta

    • Tampoco es un término que me guste porque no considero que seamos supervivientes, solo nos vemos obligados a sobreponernos a algo y aún así muchas veces quedan secuelas y no nos sobreponemos

      Me gusta

  3. Interesante reflexión. Hace tiempo que vengo prestando atención a esto mismo, y en el cine infantil creo se extiende más ampliamente, a otros líderes, Kiung Fu Panda, Harry Potter, Stuart Little, Los hermanos Willoughby, como si hubiera una pregunta que intenta insistentemente en responderse y no lo logra. Algo en relación al origen quizás, que excede a los mal llamados adoptados, y se extiende a todo ser humano? Por lo pronto diciento con llamar “los adoptados” termino tan difundido. Considero que un niño es adoptado y ese niño adopta o no a esos adultos, por lo tanto, no es él el adoptado, sino que conforman juntos una familia por adopción. Es un ida y vuelta, o no hay adopción. Lo considero como un lazo, un armado de vinculo. No puede ser unilateral. El tema es apasioante, como profesional me dedico a acompañar familias en este armado tan complejo. Un beso y gracias por este articulo

    Me gusta

    • Estoy de acuerdo en que unos adoptan a otros pero eso no quita que se pueda hablar de adoptados haciendo referencia a los entonces menores porque es un hecho que somos adoptados. No creo que se pueda considerar mal llamados aún no siendo unilateral.

      Gracias por leerme

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s